Condenado a pagar millón y medio de dólares por compartir siete películas en BitTorrent

Sigue a

justicia

De vez en cuando nos llegan noticias desde Estados Unidos sobre enormes multas a internautas que comparten contenidos pirateados mediante redes de pares.

Normalmente estamos acostumbrados a demandas conjuntas en las que se condena a decenas o cientos de usuarios a pagar miles de dólares, aunque en los últimos meses parece que están cobrando relevancia las denuncias individuales con cifras realmente desorbitadas, como el caso que hoy nos ocupa.

Se trata de un internauta estadounidense que estaba suscrito a un servicio de vídeo bajo demanda (Flava) en el que descargaba películas (previo pago religioso de las mismas) para adultos bajo las credenciales de su cuenta. Hasta ahí ningún problema. La situación se le complicó cuando compartió algunas de estas películas con otros usuarios mediante BitTorrent.

¿Por qué? Pues porque desde Flava introducían un código único en cada título que se descarga cada cliente, a modo de identificador digital, para saber si esos contenidos eran descargados sin permiso de la distribuidora en otras redes.

De este modo han podido argumentar y probar ante la justicia americana que con el código de identificador de ese usuario, siete archivos se compartieron hasta un total de 6.632 veces.

El dueño de la cuenta ha sido inmediatamente hecho responsable por todas estas descargas, que según la distribuidora y la justicia ha ocasionado unas pérdidas de 1,5 millones de dólares (más de 200 dólares por descarga), de ahí la cuantiosa multa que han impuesto al usuario del servicio.

Vía | Torrent Freak

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios